Seguimos avanzando en cuanto a la creación de Midian. Ahora nos paramos un momento en varios elementos climáticos que todavía no hemos tratado, que son la humedad y la precipitación.

Partiendo desde la idea de que todos ellos tienen una relación con la propia atmósfera del planeta, estos elementos, cada uno por su parte, contribuirán en la construcción de los diferentes climas que pueda tener Midian.

Humedad

Este concepto no solo se puede aplicar a la existencia de vapor de agua en la atmósfera, sino que también podría utilizarse, si se diesen las condiciones adecuadas, para vapor de nitrógeno u otros elementos que se pudieran encontrar en estado líquido y gaseoso.

Pero ese no es el caso de Midian. En este planeta ya se ha comentado que hay grandes masas de agua, por lo que la humedad que haya en el ambiente es generada por la cantidad de vapor de agua que contiene el aire.

Esta humedad es importante porque en determinadas condiciones, puede condensar y generar precipitaciones. Vamos que si no varía la cantidad de vapor de agua en el aire, no hay lluvias que valgan.

Esta variación depende de la temperatura del ambiente y de la cantidad de agua que ya hay en ese aire.

El aire, dependiendo de su temperatura, puede «atrapar» vapor de agua hasta una cantidad de terminada. Por mucho que aumente esa temperatura, si ya tiene todo lo que puede tener, porque hay zonas con agua cerca y se evapora rápidamente o porque ya no hay más agua que evaporar, no captará más.

Esto hace que lugares calurosos se sientan húmedos y pegajosos y otros lugares calurosos generen la sensación de estar robándote el agua de tu cuerpo (junglas ecuatoriales y desiertos).

¿Qué importancia puede tener la humedad?

Por sí sola, en lo que respecta a la creación de mundos, poca o simplemente algo anecdótico, pero si lo consideramos tanto con las temperaturas de las diferentes regiones y los vientos, ya se convierte en algo más interesante, porque forma parte del ciclo del agua, explica las precipitaciones y es uno de los factores climáticos más importantes a la hora de identificar los diferentes climas.

Precipitaciones

Como he dejado caer antes, gracias a la presencia del vapor de agua en el aire y a la circulación de los vientos, se puede identificar en la Tierra regiones donde hay más lluvias que en otras, también regiones donde la falta de agua es constante y partes donde las precipitaciones pueden ser en forma sólida en vez de líquida.

Para que se den precipitaciones, lo que tiene que ocurrir es que una masa de aire cargada de vapor de agua, formando nubes, sufra una brusca bajada de temperatura. Es decir, que se enfríe de forma rápida.

Como hemos comentado antes, la capacidad para captar y retener vapor de agua en el aire reside en la temperatura. Una masa de aire, por ejemplo está a 20º C, puede captar como máximo 17.30 g/m3 de vapor de agua. Esta masa choca con otra que está más fría o asciende rápidamente dentro de la troposfera, va a sufrir un enfriamiento y por ejemplo pasa a tener una temperatura de 10º C. En este caso, este aire solo puede mantener 9.40 g/m3 de vapor de agua. Esto provoca la condensación de esa agua y si la gota es lo suficientemente grande, caerá por la gravedad. Lloverá.

De este modo, agua captada en medio de los océanos, llega tierra adentro para alimentar manantiales, pozos, río o neveros.

¿Donde llueve más?

Siendo MUY GENERALES, en los océanos y en las zonas montañosas. En las primeras es por cantidad de agua que se va añadiendo a la ya existente en esas regiones, por lo que bajan las temperaturas por corrientes frías de aire y cae la precipitación. En el caso de las zonas montañosas se da por le ascenso rápido del aire caliente, enfriándose mientras sube por barlovento, dejando gran parte del agua que lleva y una vez que pasa a sotavento, ya llega con poca agua y ésta no condensa. Normalmente barlovento es la cara norte de las montañas y s

En Midian

Aquí hay que tener siempre presente que, si bien los vientos giran igual que en la Tierra, sus temperaturas son diferentes. La inclinación de 56º del eje de rotación, como ya se ha comentado, provoca la presencia de un casquete polar ecuatorial por lo que la temperatura de los vientos es inversa y el mapa de precipitaciones es un poco diferente que en la Tierra ya que barlovento sería la cara sur de las montañas y sotavento, la cara norte.

Esto tiene importancia para más tarde y como siempre, dependiendo de la cantidad de detalle que uno quiera meter en sus creaciones.

Y digo esto porque las vegetaciones son completamente diferentes en una y otra cara, además montañas altas generan una «sombra de lluvia», una región de terreno que recibe muy poca agua, implicando así la existencia de mini o micro climas de secano. También es importante para poder conocer un poco la disponibilidad de agua para asentamientos y los propios personajes, así como un dato importante tanto para la identificación de climas como para la posterior localización de ríos y lagos.

Esto hay que cuidarlo, porque como haya un río caudaloso cruzando una estepa y nazca en la cara equivocada de la montaña, los lectores que se den cuenta, van a quedar fuera de la narración de golpe.

 


Imagen de portada:  FelixMittermeier vía Pixabay

Imagen de lluvia: SturmjaegerTobi vía Pixabay